• Jue. Ago 11th, 2022

La butaca

Tu blog del hogar

Como cuidar un perro en un piso

Oct 5, 2021

Como cuidar un perro en un piso

Comentarios

Los perros aportan alegría y felicidad a nuestras vidas, pero cuando se trata de vivir en un apartamento con ellos, las cosas pueden resultar complicadas. Así que, para facilitarte las cosas y mantener a tu perro feliz y sano, sigue algunos de estos consejos para vivir con un perro en un apartamento.
La mayoría de las empresas tienen normas que hay que seguir cuando se trata de vivir con mascotas en la casa de alquiler. Hay restricciones de raza, límites de peso y tarifas que debe conocer antes de decidirse a vivir en un apartamento con su mascota.
No todos los perros son adecuados para vivir en un apartamento. Aunque todos los perros son divertidos y bonitos, algunos necesitan más espacio para jugar o son más propensos a ladrar. No querrá que su perro se vuelva loco y destruya todo el apartamento, ni tampoco querrá uno que ladre a cada persona que pase por el pasillo. A la hora de elegir una mascota, considere una que tenga una personalidad suave y amistosa.
Para evitar que su perro se vuelva loco o destruya su apartamento, préstele atención. Dales el cariño que se merecen. Llévelo a uno de los parques para perros de la zona o sáquelo a pasear a diario para que queme energía.

Boston terrier

No crea a nadie que le diga que un perro no es apto para la vida en un apartamento y que tendrá toneladas de energía acumulada. Si le da a su can los cuidados que necesita, se desmayará frente a su sofá -o sobre él- todas las noches, agotado de tanta diversión. Pero mantener a su cachorro en un apartamento significa que tendrá que invertir un poco más de energía y usar un poco más de creatividad
Tanto si tiene un apartamento más grande de tres habitaciones como uno de una sola, su pequeño no va a tener muchas oportunidades de correr libremente dentro. Es imprescindible que lo lleves a pasear a diario, que juegues a buscar a lo largo del día y que frecuentes los parques para perros u otras zonas cerradas para que tenga la oportunidad de correr sin correa. Intente que haga ejercicio sin correa todos los días.
Sin un patio para correr y mucho espacio para explorar, su cachorro se aburrirá rápidamente. Dale una cesta llena de juguetes a la que pueda acceder en cualquier momento, y llénala de todo tipo de mordedores, huesos, cuerdas, dispensadores de golosinas y similares. Cuantas más cosas tenga para mantenerse ocupado, menos probable será que llegue a casa y que a su silla de madera le falte una pata o que al suelo le falten trozos de moqueta.

Ver más

Y a veces, se requiere aún más responsabilidad si se tiene un perro grande en un espacio pequeño. Después de todo, es fácil entender que un perro grande se sienta agobiado e infeliz si no tiene mucho espacio para correr.
También es posible que necesites una jaula si vas a viajar con tu perro o a adiestrarlo. Siéntese y haga una lista antes de mudarse a su apartamento, y planifique un viaje a una tienda local de mascotas de Cerritos.
Entonces, priorice el tiempo de juego con su perro, y sáquelo varias veces al día si puede. Y eso no significa necesariamente que solo tengas que sacar a pasear a tu perro: hay un montón de posibilidades que os ayudarán a ti y a tu perro a llevar un estilo de vida saludable y activo.
De lo contrario, puede encontrar que su perro grande se aburre y no se estimula hasta el punto de actuar en su apartamento – y eso es lo último que quiere llegar a casa después de un largo día de trabajo.
Sólo porque usted vive en apartamentos en Cerritos que están en el lado más pequeño no significa que su perro grande tiene que sentirse estrecho e incómodo. Crear un espacio acogedor para su perro en su apartamento que incluye:

Yorkshire terrier

¿Quiere compartir su apartamento o piso con un nuevo amigo de cuatro patas? ¿O tal vez usted y su perro se están mudando de una casa a una residencia más pequeña? No hay problema. Los perros son bastante adaptables y pueden ser felices en casi cualquier espacio.
Lo primero que hay que hacer es asegurarse de que los compañeros de piso de cuatro patas están permitidos. Algunos propietarios o asociaciones de propietarios (HOA) tienen restricciones en cuanto a la raza, el tamaño o el número de perros que pueden vivir allí. Si alquilas, es posible que el contrato de alquiler incluya condiciones adicionales relativas a los perros. Es posible que te pidan que cumplas normas como las siguientes:
Aunque ocupen menos espacio, los perros pequeños, como los chihuahuas o los Jack Russell Terrier, pueden ser muy nerviosos y enérgicos. Los perros que tienden a rebotar y ladrar ante cualquier ruido pueden resultar molestos en las viviendas más estrechas. También pueden causar problemas con los vecinos que disfrutan de su paz y tranquilidad. Esto no quiere decir que deba descartarlos, pero es importante tener en cuenta el temperamento y el nivel de energía.
Por ejemplo, puede que piense que un mastín gigante no funcionaría bien en un apartamento pequeño, pero estos perros majestuosos suelen ser tranquilos y necesitan menos ejercicio, especialmente a medida que envejecen. Los galgos de carreras retirados pueden ser otra buena opción para vivir en un apartamento. Estos perros, por lo general amistosos, prefieren hacer ejercicio en breves periodos y relajarse el resto del tiempo.